HABLANDO DE… I

Hablando-de

Qué les hace seguir un blog de moda, e identificarse con su redactor o dejarle de seguir…. Desde que existen y se han convertido en el primer café de la mañana, han formado una auténtica revolución unos más acertados que otros. Aquí os traigo 7 puntos negros, 7 razones a meditar serenamente para no caer en dichos errores. Errores según ¡YO!, nunca generalizo o intento no hacerlo, es mi opinión y la voy a compartir… contigo. Espero que os guste porque tenemos mucho de qué hablar.

  • Hablo… por hablar, personal shopper, talla 36 vs. 50.
  • ¿Tendencia o moda?. Nos documentamos… ¿por favor?
  • Hacer que vistamos a lo copio y pego… ¿de verdad esto es marcar tendencia? Hemos de hacer esto para ir ¿a la moda?.
  • Hablar en spaninglish, anglicismos.
  • Plagios por contar lo ya contado.
  • Combinaciones espantosas, innombrables y sin capacidad alguna de descripción.
  • Mi blog… mi álbum de fotos.

Algunos tienen como único objetivo simple y llanamente dar la nota y de qué hablar, cinco minutos de gloria a cualquier precio. Acaparan atenciones por razones varias convirtiéndose así en populares sin sopesar la de veces que claramente ¡la cagan!, y claro, como para gustos los colores, siempre hay quienes lo dan por válido. Desde que saliera lo que se describió como bitácora en línea hoy se cuentan infinitos la cantidad de blogs y bloggers que incluso han hecho de ello su trabajo oficial, os adelanto que ni soy bloggera ni me gusta que me llamen así. Soy diseñadora de moda y a ello me dedico, cuando expongo algo lo hago con conocimientos suficientes sabiendo de qué trato e intentando equivocarme lo menos posible, para algo existe lo que se conoce como documentarse yhablar con propiedad.

En esta presentación hago resumen de todos los aspectos por ver en 7 partes, puedes opinar, conocer, aclarar, ampliar, rectificar, discutir, etc., sobre hablando de…. Con cuántos hablo por hablaros habéis dado frente, por ejemplo esos bloggers que se hacen llamar ¿comprador personal…? sí, lo que mundialmente se conoce como personal-shopper de eso estoy hablando, lo habréis leído infinidad de veces en cabeceras o eslogan. Pues bien, empezar siempre es por el principio, ¿qué es un comprador personal?, convencida estoy de que la mayoría ni idea tienen sobre su auténtico significado, y parte de esa mayoría son quienes te acercan a este trepidante mundillo pretendiendo encajar una 50 en una 36.

Qué pueden decir de, trabajo de investigación, ¿han hecho alguna vez uno de estos?, puff me llovieron no sé cuántos en la universidad. ¿Tan difícil es recabar información a la hora de montar un artículo?, en ocasiones me ha tocado escuchar cómo me llaman pija por saber un poco de todo o hablar, pronunciar, vocalizar correctamente (esto puede ser defecto de profesión, soy logopeda, sumado al hecho de amar el hacer las cosas bien), con intencionalidad insultante que en intención queda, aprovecho para decirles …Para ofenderse es necesario tomar la ofensa y aplicársela…, ni que decir tiene que ni este intento tiene sentido y puestos ya lo prefiero, antes que pasar por inculta sin serlo. Nos documentamos, ¿por favor?.

Conocen el ¿copio y pego?, seguro, herramienta muy útil. Qué imaginan si les pido que lo trasladen a la moda, les parece apropiado o aproximado ¿imitar?, sí sí, tal cual, nos plasman en la portada de su nueva entrada la foto de Miranda Kerr, esa es otra qué les gusta una extranjera, vestida por 1.965€ un día sin más de su agenda privada, obvio que en su derecho está de gastarse semejantes dinerales si lo trabaja, yo haría lo mismo, pero para qué si ahí están ell@s que te llevan a tiendas de bajo coste y rápido te localizan todas las piezas del look con una cercanía en diseño que casi asusta, previo conste defiendo las tiendas económicas pero, ¿es necesario ir vestidas igualitas las unas a las otras?, porque no ya puestos… ¿creamos nuestros propios estilismos?, VOTO POR ELLO.

Que si el Back-stage, un post, la it-girl, los personal-shopper, qué trendy, mi outfit, Street style del mes, para este look un print animal… y puedo seguir hasta caer rendida. Os presento losanglicismos, aaah, que ya os habéis dado cuenta de qué hablo, ¡GENIAL!. Para esta referencia seré breve, me niego a usar términos extranjeros siempre y cuando tengan traducción a mi lengua materna que tanto quiero, el castellano.

Considero un poco complejo innovar a lo que información se refiere, sobre todo si sopesamos la cantidad de medios de comunicación que existen y más si cabe, de comunicadores. Otra cosa sería cómo contar lo ya contado para que no parezca que lo aprendí de carrerilla y tal cual lo tecleé a mil por segundo para no olvidar ni una palabra. Hasta qué punto se llama o podemos llamar plagio tanto a lo que se cuenta cómo al material que presentan, hablaremos de lo sucedido con Paula Echevarría.

Qué porción hay de moda en ir vestido… diría como un payaso, pero hasta ellos tienen etilismos estudiados y muy cuidados. Y cómo una abuela… tampoco me vale porque ellas hacen uso de lo que les acompaña por principios e ideas a su edad. Sería como insultarles. ¡Vaya! Ni definición encuentro, esto sí que es grave, para quedarme yo sin palabras… jajaja. ¡Cómo un espantapájaros!, aun teniendo ellos un cometido específico hay quienes lo extrapolan al vertiginoso mundo de la moda. Innombrables, indescriptibles.

Si les digo que blog y álbum de fotos son sinónimos, ¿saben decirme por qué?. Uuuch cómo me gusta ironizar, intrínseco en mí ser ¡tanto! que me es imposible no soltar mínimo una al día. No termino de entender qué le pasaba por la cabeza a la primera persona que se le ocurrió poner de moda eso de presentar su modelito del día, con todo ¡¡un reportaje fotográfico!!. ¿En serio es necesario?. Abrumador, cansino y más allá de lo empalagoso. Inevitable no quedarme pasmada de ridiculez al ver cómo para presentar bien sea lo que tienes escondido en tu fondo de armario, lo que acaba de llegar a la tienda o lo que le ha dado a Kate Perry por ponerse, tengan que colgar 19 fotos, por decir un tanto, de las cuales 12 son cuerpo entero con apenas 20º de giro las unas respecto a las otras cambiando el bolso de sitio, las poses de los pies, manos o expresiones faciales, 4 primeros planos que enfocan chaqueta, botones, cuello de la camisa y cómo no ¡otra vez el bolso!, y quedan 3 para pantalones, zapatos y Dior sepa qué más. Confieso, aquí tienen la razón por la que detesto la mayoría de los blogs de moda o los enfoques de sus bloggers. ¡Qué ABURRIMIENTO!

Atentos mis Roberitos, la 7 partes que están por venir, no tendrán desperdicio!

¡¡GRACIASSSSSSSSSSS!!

Jen Rober

Jennifer Rober

Creo moda... mi moda la que quiero compartir contigo!!! Diseñadora, entusiasta de mi vocación y repleta de ideas que marcarán un antes y un después...

¡Sé el primero en comentar!